Miércoles, 3 Junio 2020

Desde que inició el año no ha llovido en gran parte de Cundinamarca, la CAR solicita dar un uso moderado al recurso vital.

9a3f714d 0efc 4579 83cd 96f64a3a86de

Foto: CAR

Desde diciembre de 2019 y durante los primeros 15 días de 2020, no se registraron lluvias en la mayoría de los municipios de jurisdicción de la CAR y se ha intensificado el periodo seco con mayor rigurosidad, más de lo habitual; razón por la cual, la autoridad ambiental está solicitando a los municipios que adopten medidas preventivas para evitar el desabastecimiento en algunas zonas en los próximos días.

Por el momento las reservas de agua para la sabana de Bogotá y laguna de Fúquene están de la siguiente manera:

El volumen del Agregado Norte (embalses Tominé, Sisga y Neusa) es de 368 millones de metros cúbicos (44% de su capacidad total) y el Sistema Chingaza de 188 millones de metros cúbicos (65% de su capacidad total).

El nivel de la Laguna de Fúquene se encuentra por debajo de la cota 2.538,92 metros sobre el nivel del mar (considerada deficitaria para la fecha) y el embalse El Hato cuenta con 9.4 millones de metros cúbicos (74% de su capacidad total).

Aclaran desde la CAR que estas reservas hídricas garantizan la distribución óptima de agua para la población beneficiada; sin embargo, no todos municipios se benefician de estos afluentes.
Según las predicciones del IDEAM, la temporada seca se extenderá como mínimo hasta finales de marzo de 2020; no obstante, los mayores déficits de agua y problemas asociados a esta situación, ocurren precisamente entre finales de febrero e inicios de marzo.

Por el momento no se han reportado municipios con desabastecimiento de agua por bajos niveles de fuentes hídricas, aunque estas condiciones se dan usualmente a finales del periodo seco.

La CAR recomienda el ahorro máximo del agua y darle un uso eficiente a este vital recurso de manera responsable.

Entre las recomendaciones sobre el cuidado del agua para tener en cuenta se destacan: almacenar suficiente agua para consumo propio y núcleo familiar, cuidar las fuentes hídricas, no desperdiciar el agua ni contaminarla, tomar duchas cortas y no utilizar más agua de la necesaria, hacer riego en las primeras horas de la mañana cuando la temperatura aún está fresca, o en la noche, para evitar la pérdida de agua por evaporación, para limpiar los antejardines o los vehículos, no utilizar mangueras, preferiblemente baldes, reutilizar el agua en actividades como el lavado de la ropa.

En cuanto a las altas temperaturas en el día se recomienda: asegurar que los animales de pastoreo puedan hidratarse y protegerse del sol, tomar medidas de control para evitar daños en los cultivos por las heladas en la Sabana de Bogotá y valle de Ubaté-Chiquinquirá, no exponerse entre las 10:00 a. m. y las 3:00 p. m. al sol, mantenerse muy bien hidratado y utilizar bloqueador solar.

Heladas de principio de año, las más intensas de toda la década

0
0
0
s2smodern
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

No hay más artículos para cargar

Banner Fijo Superior UniAndes