Martes, 22 Enero 2019
A pesar de la grave contaminación de sedimentos y residuos, los pescadores advierten diferencias con los años anteriores. 
subienda 600                                                                                                                                     Crédito foto: Brayan Camargo Herrera

Pescadores de varias poblaciones como Barrancabermeja, Puerto Berrio, Puerto Nare y Puerto Boyacá están atentos a la subienda de este año. Es un fenómeno natural, que se dan entre los meses de diciembre, enero y febrero, cuando los peces salen de las ciénagas camino hacia la parte baja del Magdalena, para luego regresar y volver a desovar.

José Aldemar Quintero, es un curtido pescador con más de 40 años de experiencia, dice que este año el invierno parece traer una buena subienda. Por su parte, Duvan Arenas, comercializador de pescado, dice que ya hay bocachico y que pronto llegará el bagre, en grandes cantidades.

La subienda no solo atrae compradores, sino también turistas, a quiénes les gusta la pesca deportiva, como Nicolas Espinel, quién llegó desde Medellín a Puerto Serviez, el principal Puerto Pesquero de la zona. Allí, se dedicarán a pescar las especies doradita y picuda.

Las autoridades vigilan a los comerciantes para evitar la especulación con los precios para los turistas, mientras que Corpoboyacá pide a los pescadores respetar las tallas mínimas, con el fin de ayudar en conservación de estas especies.

Ver también:

Más de 3 mil galones de crudo caen al río Magdalena tras dos incidentes cerca al puerto de Barranquilla.

Investigan si bandas criminales están detrás de mortandad de peces en Córdoba.




0
0
0
s2smodern

Banner Fijo Superior UniAndes