Lunes, 17 Febrero 2020
Esta entidad advirtió que asignar recursos para zonas verdes puede ayudar a transformar las ciudades en lugares más sostenibles, resilientes, saludables, equitativos y agradables donde vivir.
Bosque Urbano 1 ok
Foto: Pablo Martin Sarobe

La Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) solicito este martes a los países invertir en bosques urbanos para luchar contra la contaminación, el cambio climático y la escasez de agua, esto a vísperas del Día Internacional de los Bosques que se celebra el 21 de marzo.

Si se planifican y administran bien, las ciudades pueden ser lugares estupendos donde residir, pero muchas veces la expansión urbanística provoca daños ambientales que, en última instancia, conducen a problemas como el aumento de las temperaturas, inundaciones y contaminación del aire. El coste para los residentes es un deterioro de su bienestar, dice la FAO.

José Graziano da Silva, director general de la FAO señaló “Los bosques y árboles bien gestionados dentro y alrededor de las ciudades proporcionan hábitats, alimentos y protección para muchas plantas y animales, ayudando a mantener y aumentar la biodiversidad” además subrayo la necesidad de “unir fuerzas para proteger los bosques y los árboles para hacer que los entornos urbanos sean más sostenibles”.

Más de la mitad de la población mundial vive ahora en ciudades, y para 2050 ese porcentaje alcanzará casi el 70 por ciento. Aunque las ciudades ocupan solo el 3 por ciento de la superficie terrestre, consumen el 78 por ciento de la energía y emiten el 60 por ciento del dióxido de carbono.

Los bosques urbanos y periurbanos permiten aumentar la resiliencia y calidad de las cuencas hidrográficas y las reservas de agua al evitar la erosión, limitar la evapotranspiración y filtrar los contaminantes. Y plantar árboles frutales en las calles puede incrementar la disponibilidad de alimentos dentro de las ciudades.

Un ejemplo a seguir y muy cercano a Colombia es Lima, la capital de Perú, allí se lanzó en 2015 un proyecto de forestación para reducir el peligro de los deslizamientos de tierra. Se capacitó a la población local en plantar bosques que ayudan a reducir el riesgo de desastres porque estabiliza las taludes, evitan y previene las caídas de rocas, retienen el barro y los sedimentos, y contribuyen a mejorar el medio ambiente.

Un área de 14 hectáreas (equivalente a cinco canchas de fútbol) ha sido designada para parque, que incluye senderos, miradores y espacios de recreación familiar. Como resultado, se plantaron 23 mil árboles nativos y se instaló un sistema de riego por goteo con aguas residuales tratadas.

Por otra parte, el Día Internacional de los Bosques se celebra el 21 de marzo para concienciar sobre la importancia de todos los tipos de bosques en beneficio de las generaciones actuales y futuras. La FAO celebrará esta jornada y su tema “Bosques y ciudades sostenibles” en una ceremonia especial en la sede de la Organización en Roma a la que asistirán los alcaldes de las ciudades de Lima, Liubliana, Filadelfia y Mantua.
0
0
0
s2smodern
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

No hay más artículos para cargar

Banner Fijo Superior UniAndes