Jueves, 21 Noviembre 2019

Más de 45 empresarios ofertarán productos de bienes y servicios ambientales, entre ellos, jabones biodegradables y artesanías hechas con materiales propios de la isla.

sanandres7a

Foto: Andrea Rodas Quiceno


Del 21 al 23 de noviembre Coralina llevará a cabo en su sexta versión la Feria Empresarial de Negocios Verdes Biocaribe 2019, espacio donde podrá encontrar productos y servicios acordes con las buenas prácticas del medio ambiente.

Esta versión está enfocada en los embalajes plásticos y cómo erradicarlos de la isla, por eso, dentro de la agenda del evento se adelantará una muestra comercial que busca promover la riqueza de los recursos naturales del Archipiélago y reafirmar el compromiso hacia un desarrollo sostenible.

Con la muestra comercial se busca sensibilizar a empresarios y comunidad en la adopción de acciones para una producción más limpia y consumo responsable, siempre adoptando acciones que minimicen el uso de productos contaminantes para el ecosistema.

La agenda académica se desarrollará en el Banco de la República los día 21 y 22 de noviembre de 8:00 a.m. a 12:00 p.m, también habrá espacio de Rueda de Negocios, una oportunidad para que los empresarios realicen sus intercambios económicos.

Así mismo, habrá un espacio de feria comercial que se realizará en la plazoleta del Cañón de Morgan y será abierta al público desde las 8:00 a.m. hasta las 8:00 p.m., acompañado por una agenda cultural de artistas de la casa desde las 6:00 p.m. hasta las 8:00 p.m. con entrada gratuita.

 

Cambio de chip

Silvanus Henrybent, coordinador del programa de producción y consumo sostenible de negocios verdes de Coralina, dijo que el principal reto de Biocaribe es cambiar el chip de los isleños, los emprendedores comenzaron con proyectos sencillos que ahorraban energía y agua, así como la utilización de empaques biodegradables, pero ahora hay robustos negocios que generan efectos positivos en el ambiente.

Hoy los turistas pueden conocer artesanías hechas con wild pine y llevar un recuerdo de la isla, bajo las creaciones de Jessica Pereira Hooker, una sanandresana que no quería terminar su vida como empleada y decidió emprender en un negocio amigable con el ambiente.

"El wild pine es una hoja que viene de una palma que crece en todas partes de la isla, actualmente las artesanas usan esta fibra únicamente en canastos, pero nunca se había probado en accesorios, por eso ahora desarrollo aretes, collares, manillas, brazaletes entre otros”, señaló Jessica.

“La idea es traer al turista para que conozca cómo trabajamos las artesanas de la isla. Actualmente vendo mis accesorios en exhibiciones que hago en los hoteles. Y es uno de los negocios verdes que hay en la isla”, agregó.

wildpinea

Foto: Andrea Rodas Quiceno

Sheivo también se abre paso en el mercado verde, este es el nombre de la empresa que realiza productos de aseo con materiales biodegradables en la isla de San Andrés. Es un emprendimiento que Ronald Curpos desarrolló juntó con su hermano y su esposa Luz Elena Álvarez.

Con recursos propios y el apoyo del Fondo Emprende del Sena, hace cinco años lanzaron su marca “Bioland”, generando 10 empleos directos, que actualmente produce productos para lavar la loza, desengrasantes, desincrustantes, limpia vidrios, detergentes líquidos, suavizantes, desinfectantes y jabón líquido para manos, en donde las grandes cadenas hoteleras de la isla son sus principales clientes.

Al utilizar insumos bioamigables somos muy buscados, el ácido que usamos es hecho a base de cítricos, por ejemplo, la base que utilizamos para los detergentes viene de la corteza de árboles, además, estos insumos se degradan con mucha rapidez, la mayoría tarda menos de 30 días”, dijo Luz Elena Álvarez, gerente de Sheivo.

Como parte del compromiso ambiental, la naciente empresa tiene convenio con sus clientes, quienes devuelven los cuñetes de plástico para reutilizarlos y se evita un gasto innecesario de plástico.

biolanda

Foto: Andrea Rodas Quiceno

También productos derivados de las algas marinas de Providencia, conocidas tradicionalmente como “Seaweed”, abren mercado con un jabón cosmético a base de la materia prima extraída de las algas, ofreciendo jabones artesanales de coco, miel y algas.

Los azúcares y polisacáridos que tienen estas algas se usan como agentes gelificantes y ayudan a retener la humedad, por lo que las algas tienen usos en la industria cosmética, como alimento humano y animal, fertilizantes, estabilizantes, biocombustible, en la medicina, como fuente de fibra soluble, entre muchas otras aplicaciones.

Los creadores de Sea Weed Old Providence ven el cultivo de algas como una iniciativa para la obtención de productos que generan ingresos alternativos a la pesca artesanal, fomentando el comercio justo y brindando una experiencia sensorial única.

Frutas, café, ají y panela orgánica, entre los negocios verdes colombianos con mercados en EE.UU., Canadá y España

0
0
0
s2smodern
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

No hay más artículos para cargar

Banner Fijo Superior UniAndes