Domingo, 18 Noviembre 2018
Colombia perdió el 7% de masa glaciar provocado básicamente por condiciones de variabilidad climática asociadas al fenómeno del niño.
Nevado 1 ok
Foto: IDEAM

El Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (IDEAM), entregó un informe detallado sobre el impacto de diversos fenómenos que han afectados los glaciares del país en los últimos años. El área glaciar de actual de Colombia es de 37 kilómetros cuadrados: sierras nevadas El Cocuy ó Güicán y Santa Marta y cuatro volcanes nevados: Ruiz, Santa Isabel, Tolima y Huila. Durante los últimos dos años se extinguió el 5,8% del área glaciar colombiana, correspondiente a 2,3 Km². Un contexto temporal más amplio muestra que, desde 2010 y hasta mediados de 2017 aproximadamente, se redujo el área nacional en 8,4 Km².

Uno de los puntos dramáticos que detalla el informe es el Volcán Nevado Santa Isabel (Parque Nacional Natural Los Nevados), ecosistema que, durante el período comprendido entre enero de 2016 a febrero de 2018, perdió el 37% de su área, proceso nunca registrado en tan poco tiempo. Para este caso las causas de la pérdida de área se atribuyen a su reducido tamaño 0,63 Km² para febrero de 2018, baja altitud, no supera los 5 mil metros sobre el nivel del mar, escasas precipitaciones de nieve y ceniza volcánica sobre su superficie.

Omar Franco, director del IDEAM, explicó: “Importante empezar por señalar que el retroceso se estableció de 45 Km² de masa glaciar a 37 Km² en el país, esto es un retroceso en el último año, en particular en el nevado Santa Isabel que ha registrado la mayor perdida y la que se estima puede llegar a tener la mayor afectación para los próximos 10 años, inclusive se estima que este nevado pueda estar en una condición crítica, inclusive, de lugar a su desaparición”.

Para los volcanes nevados Ruiz y Tolima, se incrementa su tendencia de perdida de área en 7% entre 2016 y 2017. La Sierra Nevada de Santa Marta mantiene una pérdida de 5.5%. La Sierra Nevada el Cocuy, el glaciar más extenso del país con un área de 13,3 Km², permanece relativamente estable con un ritmo de pérdida anual de 4,8% desde 2017 gracias a copiosas precipitaciones de nieve. El glaciar más meridional colombiano, el Volcán Nevado del Huila, mantiene una reducción de área de 2,7% a pesar de su actividad volcánica.

En general, los quizás últimos nevados colombianos, continúan con tendencia al derretimiento, aunque cada uno a su propio ritmo. El proceso se atribuye a múltiples causas, entre ellas, la especial sensibilidad de estos nevados ecuatoriales a las condiciones climáticas mundiales, regionales y locales, y a particularidades geográficas físicas, como diferencias en la altitud de los glaciares, topografía particular o por estar ubicados en zonas volcánicas activas.
0
0
0
s2smodern

Banner Fijo Superior UniAndes