Jueves, 17 Enero 2019

El único oso andino nativo que habita en Suramérica fue hallado en plena cordillera Central, en zona alta del municipio de Palmira, en inmediaciones de la Reserva Natural Nirvana. El descubrimiento se dio gracias al uso de tecnología de fototrampeo que registró el avistamiento de un oso de anteojos joven de la especie Tremarctosornatus, de aproximadamente unos 150 kilogramos de peso, con su característico pelaje negro, el cual se desplazó por ese sector en cuatro fechas diferentes.

El avistamiento de este oso andino en territorio vallecaucano se da justo cuando se adelanta el proyecto “Conservamos la vida”, con el que se está priorizando un núcleo de conservación que une tres Parques Nacionales Naturales: el parque Tatamá entre Chocó, Valle y Risaralda, Farallones de Cali y Munchique. La fundación del Grupo Argos, PNN, la CVC y la Sociedad para la Conservación de la Vida Salvaje (WCS) hacen parte del proyecto que busca conectar áreas protegidas a fin de recuperar el hábitat de esta especie que se encuentra en estado vulnerable (vea también: Orden desde Casa de Nariño ante muerte de oso de los Andes).

María Isabel Salazar, del grupo de Biodiversidad de la CVC, señaló que es importante articularse con diferentes instituciones en torno a la conservación de especies focales y definir las áreas de intervención dentro de los grandes corredores para llevar a cabo la implementación de acciones tendientes a la conexión de ecosistemas fragmentados.

Osito 3
El avistamiento del oso andino, también conocido como oso frontino y oso de anteojos,
se dio en diferentes horarios de mañana, tarde y la noche, en temperaturas ambiente
que oscilan entre los 13 y 17 grados celsius. / Fotos: Cortesía CVC y Fundación Panthera

0
0
0
s2smodern

Editorial

Banner Fijo Superior UniAndes