Martes, 23 Julio 2019

Apelando a una ley de los años 50, el saliente mandatario de Estados Unidos bloqueó proyectos de petróleo y gas en un área del Ártico igual de grande a España, lo que sería considerado como una afrenta contra Trump.


Medios estadounidenses no han dudado a señalar que lo anunciado por la Casa Blanca en las últimas horas es una clara afrenta del saliente presidente Barck Obama contra el entrante, Donald Trump. El entrante mandatario es un gran defensor de los grandes proyectos de explotación de combustibles y para dejarlo claro designó al expresidente de Exxon Mobil como Secretario de Estado. Trump designa a un 'negacionista' del cambio climatico como Secretario de Estado

Obama Trump

Foto: BBC.com

Pues Obama le salió al paso y en las últimas horas anunció que en un acuerdo con el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, blindó un área del Ártico más grande que España y 31 cañones marítimos del Atlántico de posible explotación de petróleo o gas.

“Una prohibición de perforación en las aguas del Ártico ayuda a proteger el planeta que compartimos. Orgulloso de tomar este paso con @JustinTrudeau y las comunidades árticas” escribió Obama a través de su cuenta oficial de Twitter.

Según varios agencias internacionales, un alto funcionario del gobierno de Obama dijo que había una "base legal sólida" para la medida, y sugirió que Trump no podría revocar la decisión sin un acto del Congreso. La acción, basada en una ley de 1953 “introduce un dolor de cabeza adicional si Trump pretendiera revocarla”.

El American Petroleum Institute advirtió que la decisión de Obama de "bloquear la exploración offshore debilitará nuestra seguridad nacional, destruirá empleos bien remunerados y podría hacer que la energía sea menos asequible para los consumidores".

0
0
0
s2smodern
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

No hay más artículos para cargar

Banner Fijo Superior UniAndes