Sábado, 11 Julio 2020

Hace dos años se aprobó en el Congreso de la República un proyecto de ley que incentiva el uso de energías renovables pero se quedó en el papel. Solo hasta hoy, con el fantasma del apagón, el Gobierno habla de reglamentar la norma.

Desde 2014, Colombia cuenta con la Ley 1715, que tiene como objetivo promover el desarrollo y la utilización de las fuentes no convencionales de energía, principalmente aquellas de carácter renovable. Sin embargo, solo hasta hoy, con una amenaza seria de racionamiento, entre otras por fallas en las termoeléctricas, el gobierno se acordó de que la norma existía.

La norma, además de incentivar el uso de energías renovables no convencionales y de minimizar los conflictos ambientales causados por la dependencia actual del país de las fuentes de energía a base carbón y petróleo, generará también incentivos arancelarios, contables y tributarios que abrirán la importación de nuevas tecnologías.

Durante el balance de ahorro de energía de este martes, la ministra de Minas, María Lorena Gutiérrez, aseguró en diferentes medios de comunicación que el Ejecutivo, hasta ahora, comenzará a trabajar en reglamentar la ley para reforzar el sistema de generación de una manera más sostenible.

El senador José David Name, autor de la norma, dijo en entrevista con Catorce6 que “le parece increíble que solo hasta ahora se vaya a reglamentar la ley cuando estamos en riesgo de racionamientos”.

La Unidad de Planeación Minero Energética (UPME) señala que actualmente, dos años después de su aprobación, se encuentra en la etapa de reglamentación de la Ley 1715 junto con la Comisión de Regulación de Energía y Gas (CREG) y que la idea es expedir próximamente varios actos administrativos con los que se puedan implementar los beneficios que se contemplan para inversionistas en energías alternativas.

La UPME asegura que el crecimiento de estas fuentes nuevas y sostenibles de generación están plasmadas en el Plan Energético Nacional para 2050. Allí se advierte de lo riesgosa que resulta la matriz de generación actual, por lo que se establece la necesidad de “que se instalen otras fuentes de energía para lograr una diversificación de la canasta y garantizar un suministro de energía confiable, pero adicionalmente que sea sostenible”.

Por eso, aseguran que ya se está trabajando para cumplir el Plan de Expansión de Referencia, Generación y Transmisión 2014-2028, que contempla varios escenarios de penetración de energías renovables a partir del potencial identificado en estas fuentes. El escenario más conservador supone la incorporación de 474 MW de energía eólica en la matriz de generación proveniente de La Guajira.

Este anuncio del Gobierno ocurre no solo con la amenaza de los cortes de luz, sino después del llamado que hizo la WWF en el marco del Día del Planeta, para que el país comience a trabajar cuanto antes en otras fuentes sostenibles.

Cabe resaltar que los cortes de luz no están aún descartados y solo hasta la próxima semana se tomará una decisión definitiva.

foto renovable

Parque Eólico Jepírachi. / Foto: Archivo Ministerio de Ambiente

0
0
0
s2smodern
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

No hay más artículos para cargar

Banner Fijo Superior UniAndes