Domingo, 20 Septiembre 2020

Autoridades temen que las llamas lleguen hasta la planta de energía nuclear

gettyimages 1209223712 e1586168933241

Foto: Yaroslav Emelianenko/ AFP a través de Getty Images

La oficina de prensa del Servicio de Emergencias de Ucrania reportó que el 4 de abril cerca de la aldea de Vladímirovka, dentro de la zona de exclusión deshabitada de Chernóbil y no lejos de la planta nuclear, se registró un incendio forestal que afectóuna superficie de 20 hectáreas, sin embargo, en las últimas horas la extensión afectada creció.

"A las 14.15 hora local (11.15 GMT) сomo resultado de una ráfaga de viento, el fuego se extendió a las zonas 7, 8, 9 y 11 de Kotovskoe con un área de hasta 35 hectáreas", se señaló en el comunicado de prensa

Los niveles de radiación cerca del sitio del desastre del reactor nuclear de Chernóbil se han disparado.

“Hay malas noticias: en el centro del incendio, la radiación está por encima de lo normal”, escribió Egor Firsov, jefe del servicio de inspección ecológica de Ucrania, en una publicación de Facebook junto a un video de un contador Geiger. “Como puede ver en el video, las lecturas del dispositivo son 2,3, cuando la norma es 0,14, pero esto es solo dentro del área del incendio”.

Sus mediciones se refieren a la lectura de microsievert por hora (μSv / h). La cantidad máxima permitida de radiación de fondo natural es 0,5 μSv / h, dijeron los servicios de emergencia, pero la cantidad reportada por Firsov fue casi cinco veces mayor.

Un total de 124 bomberos, dos aviones An-32P y un helicóptero Mi-8 están luchando contra las llamas y han realizado 42 lanzamientos de agua en el área. Otros 14 bomberos estaban luchando contra un incendio menor de alrededor de 4,9 hectáreas, dijeron los servicios de emergencia a AFP.

Vladimirovka se encuentra dentro de la zona de exclusión desierta de 1.000 millas cuadradas, que fue evacuada después de la devastadora explosión de 1986 en la Planta de Energía Nuclear de Chernóbil.

La catástrofe provocó la contaminación radiactiva en una zona de unos 140.000 kilómetros cuadrados del territorio de las actuales Ucrania, Bielorrusia y Rusia, así como en unos 60.000 kilómetros cuadrados fuera del espacio de la antigua Unión Soviética.

La región ha sido tomada por la naturaleza desde entonces y los incendios forestales no son infrecuentes.

“El problema de prender fuego a la hierba por ciudadanos descuidados en primavera y otoño ha sido un problema muy agudo para nosotros”, escribió Firsov. “Todos los años vemos la misma imagen: campos, cañas, bosques queman en todas las regiones”.

Pidió que se promulgue una nueva legislación para imponer sanciones más severas a cualquier persona que se incendie en el área. “Hay proyectos de ley relevantes. Espero que sean votados. De lo contrario, los incendios a gran escala continuarán ocurriendo cada otoño y primavera”, escribió. 

 

Las consecuencias ambientales de Chernóbil y el peligro radiactivo, 30 años después

0
0
0
s2smodern

Banner Fijo Superior UniAndes