Sábado, 20 Octubre 2018
El cetáceo de entre 13 y 15 metros apareció ayer miércoles frente a la turística playa de Ipanema de Río de Janeiro.

La aparición de esta ballena despertó gran curiosidad en los turistas que acceden diariamente a la playa de Ipanema en Río de Janeiro, el animal que pesaba casi 30 toneladas y medía entre 15 y 30 metros estaba flotando a la orilla y poco después las corrientes del mar la posaron en la arena.

Parte de la playa fue acordonada para evitar que miles de turistas y residentes de este lugar se acercaran al cadáver para verlo de cerca y hasta tomarse fotos, ya que este emanaba un fuerte olor putrefacto.
Varias personas hicieron caso omiso a las recomendaciones de las autoridades locales y no desaprovecharon la oportunidad de tomarse una fotografía con el cetáceo.

BallenaBrasil                                                                                Créditos: Agencia AFP 

La agencia AFP tomo el testimonio de Rafael Carvalho "No es posible saber lo que le pasó. Murió ya hace algún tiempo. Tiene una descomposición avanzada y eso torna difícil saber cuál fue la causa de su muerte" afirmó el biólogo de mamíferos acuáticos de la Universidad de Río de Janeiro y que forma parte de un equipo dedicado a retirar ballenas encalladas.

Carvalho agrego “Cada año hay presencia de ballenas encalladas aquí en nuestra costa porque sabemos que este es el pasaje de migración de estos animales, este año hemos tenido un número más significativo de encalles, pero es normal, cada año atendemos este tipo de eventos”.

Ballena Yubarta                                                                                Créditos: Agencia AFP 

El cuerpo de la ballena Yubarta o Jorobada, fue retirado en un camión y luego enterrado por razones sanitarias.


0
0
0
s2sdefault

Banner Fijo Superior UniAndes