Sábado, 7 Diciembre 2019

Después de dos años de trámites entre Colombia y Estados Unidos, llegó el día en que los nueve leones víctimas de maltrato que habían sido rescatados por la autoridad ambiental del Área Metropolitana de Bucaramanga (AMB) de las garras de un circo clandestino ubicado el Piedecuesta, Santander, viajen al Santuario del Gato Grande Emoya, en Sudáfrica, una reserva natural privada de la provincia de Limpopo. Serán en total 33 felinos, 24 de circos de Perú y 9 de Colombia, que serán llevados a África este viernes 29 de abril.

El traslado lo realizará Animal Defenders International (ADI, por sus siglas en inglés), una organización sin ánimo de lucro a donde fueron entregados voluntariamente los seis leones y las tres leonas que se encontraban en condiciones lamentables. Según el comunicado de la ADI, casi la totalidad de los leones han sido mutilados para eliminar sus garras, otro ha perdido su ojo, otro está casi ciego y muchos tienen los dientes rotos, lo que hace más difícil su sobrevivencia en la naturaleza. El ambientalista Orlando Beltrán explicó a algunos medios que el circo África, el cual fue clausurado, mantenía a los animales en pésimas condiciones climáticas, en jaulas estrechas y que la caída de dientes fue por la mala alimentación.

En el Santuario del Gato Grande Emoya, los leones tendrán grandes recintos naturales situados en la selva africana y contarán con piscinas, plataformas y juguetes. El hábitat de los leones se ampliará de manera constante durante los próximos meses para que se familiaricen con su nueva vida, indicó Jan Creamer, presidente de ADI, quien aseguró que “estos leones han soportado un infierno en la tierra y ahora están a punto de volver a casa, al paraíso”.

Pese a los esfuerzos realizados, para Savannah Heuser, fundador de Emoya, la triste realidad es que muchos animales rescatados simplemente se sustituyen por la siguiente camada de cachorros, la próxima máquina de hacer dinero, pero asegura que le encanta ser parte de este rescate que pone fin al abuso.

Actualmente, Colombia cuenta con el Decreto-Ley 1638 de 2013 que prohíbe el uso de animales exóticos y nativos en circos fijos o itinerantes, pero ambientalistas piden más controles a los establecimientos clandestinos.

A través de una campaña en línea, la ADI ha recibido donaciones para costear el pasaje y adecuar el recinto natural a donde llegarán los felinos. No obstante, están esperando completar el dinero para cubrir los gastos del vuelo. Las personas que estén interesadas en ayudar con esta campaña pueden ingresar a la web GreaterGood.com, en donde se están recibiendo las donaciones.


FotoLeones
Los nueve leones serán recogidos en el aeropuerto de Bogotá, luego volarán a Lima
para recoger 24 leones más, antes de volar a Johannesburgo. Un equipo de ADI realizará
el control de los animales durante todo el vuelo. / Imagen tomada de Vanguardia.com

0
0
0
s2smodern
Cargando Artículo siguiente ...

Fin de los artículos

No hay más artículos para cargar

Banner Fijo Superior UniAndes